La construcción de un discurso creativo

2 thoughts on “Fallo II Premio Internacional de Poesía la Isla de Aklan

  1. No vais a publicar este comentario, pero no nos creemos nada. Después de meses de retraso en el fallo venís con esto. Triste, lamentable. Poner por aquí el título del supuesto poemario ganador no habría hecho daño a nadie tampoco.

    • Estimada Silvia, entiendo tu o vuestra (ya que pareces hablar para una amplia respresentación) tristeza y
      /o estupefacción. Seguramente cada uno de vosotros tendríais una buena y mejor manera de hacer las cosas. Puedes creer lo que creas conveniente. Yo haría probablemente lo mismo. Dicho esto, te comentaré un par de cosas (que nunca deben ser tomadas como excusas) : si hubiera sido por mí, que no soy el organizador sino el convocante, hubiera dado por desierto el premio tras el tercer intento de comunicación con el ganador (dos semanas de espera). Aún diré más, si hubiera sido por mí, ni siquiera hubiera habido ganador puesto que no había unanimidad. Tan solo una exigua mayoría simple. Se decidió dar más tiempo y más avisos al ganador. Seguramente demasiado. Pero así ha salido, y lamentablemente así nos vamos definitivamente, pues la editorial esperaba cerrar su ciclo vital con este título, después de unos cuantos años intentando hacer bien las cosas. Hablar de “supuesto” es acusar de mentir eso no te lo voy a permitir. En primer lugar porque no tengo necesidad de hacerlo. Ninguna. No se si te has leído las bases, pero se habla de “unanimidad”. Si se ha seguido adelante contra mi criterio, ha sido por intentar darle un apoyo en forma de premio a alguno de vosotros. Mi error fatal ha sido no ser más inflexible con este asunto. El segundo, el de comunicación. Donde entran situaciones personales que no tengo por qué explicar.

      Y ahora ya no hablaré más del premio ni sus arrabales sino de las formas con la que os arrastráis de manera generalizada por el mundo editorial muchos de vosotros. No te conozco, así que no puedo ni debo ni quiero hablar de tí, pero voy a aprovechar tu tono y tu “insinuación” censora, y si alguien se ve reflejado en lo que voy a decir a continuación quizá esté a tiempo de echar el freno con algunas actitudes: acosar por lo privado o por lo público, perseguirla por las redes, insultar, despreciar, etc., apropiándose un derecho a la genialidad que la mayoría de los “egoletrados” no tiene, provoca rechazo y cansancio. Un hartazgo tal, que lo que nació para apoyar, asumiendo un riesgo económico personal, a aquellos que no tenían ni una pequeña oportunidad porque no estaban “conectados” en el medio, ha provocado el desánimo y el asco. Nunca miré apellidos ni historia curricular a la hora de leer manuscritos y decidir. Me daban igual las conexiones y grupúsculos de pseudoescritores, las visitas de y alusiones o amenazas directas (vía telefónica, telemática, o en persona) con aislarnos de la “comunidad”: jamás pertenecimos a esa comunidad cenagosa y absurda, por no decir estúpida. Por todo ello y todos ellos me voy. Os importe o no. Suerte para la vida, la escritura no merece malgastarla. Saludos

Deja un comentario